Donaueschingen

Toda persona que visite la Selva Negra no debería perder la oportunidad de visitar la ciudad natal de la cervecería Fürstenberg.

Donaueschingen recibe el nombre del nacimiento del Danubio, que está situado en medio de los extensos jardines del palacio. Es aquí donde comienza el viaje del Danubio. 

Aparte de su larga historia, la residencia de la familia de Fürstenberg también ofrece una gran variedad de actividades de ocio. En invierno se puede patinar en el prado de hielo, donde antaño la cervecería recogía el hielo para su cámara frigorífica. En verano, el campo de golf de 27 hoyos y los numerosos senderos y pistas para bicicletas alrededor de Donaueschingen también son un atractivo para los visitantes que disfrutan del deporte.

La cultura y la tradición son también muy importantes en Donaueschingen. Usted mismo lo puede descubrir visitando la colección Fürstenberg, el museo Biedermann o visitando la cervecería. 

Ponga la guinda a un día perfecto con una deliciosa comida en nuestro Bräustüble con una Fürstenberg recién sacada del barril.